0

Remedios naturales para eliminar miomas y quistes

Los fibromas generalmente crecen lentamente o no crecen en absoluto. En muchos casos, se encogen solos, especialmente después de la menopausia. A menos que los síntomas le molesten, es posible que no necesite tratamiento. Su médico le recomendará el mejor plan de tratamiento.

Es posible que necesite múltiples tratamientos. En casos moderados a severos donde los síntomas son severos, los síntomas se agravan o no pueden mejorarse con tratamiento médico, cirugía o terapia de ultrasonido para tratar los fibromas. La cirugía solo puede extirpar fibromas o todo el útero.

El cuidado en el hogar, los cambios en la dieta y los remedios naturales pueden ayudar a tratar los fibromas y aliviar los síntomas.

Los siguientes cambios en el estilo de vida también son importantes para prevenir los fibromas.

Estos remedios naturales pueden o no ayudar a los síntomas de los fibromas, porque el grado de alivio depende de la gravedad de los síntomas y la progresión de los fibromas.

Debe consultar a un médico antes de probar cualquiera de estas opciones. Sigue leyendo para ver la receta.

Remedios para los quistes 

Llevar una mala alimentación, estrés, desequilibrio hormonal o el sobrepeso pueden ser algunas de las causas principales de quistes ováricos y fibromas. Según los médicos naturalistas, cuando se trata de tumores o quistes benignos, hay varias opciones para el tratamiento natural.

Infusión.

Tome té de hierbas durante al menos seis semanas para disolver los quistes ováricos. Los más recomendados son el trébol rojo, el diente de león y el cardo.

Vitaminas A y E

Comer alimentos ricos en vitaminas B y E puede equilibrar los niveles de estrógeno y progesterona. Entre ellos, las verduras, frijoles y granos integrales son las fuentes de estas vitaminas. Las zanahorias, el aloe vera y la remolacha también tienen la nutrición para eliminar los quistes ováricos.

Remedios para los miomas

Remedio 1

  • 1 taza de cristal de aloe (Sábila)
  • 1 cucharadita de miel de abeja
  • 1 limón
  • 1 cucharada de polen
  • 1 taza de agua purificada

Mezcle todos estos ingredientes y licúe, consúmalo sin colarlos todos los días en ayunas.

Remedio 2

  • 1 trozo de remolacha fresca (Betabel)
  • 1 cucharadita de miel
  • 1 diente de ajo fresco
  • 1/2 taza de jugo de zanahoria recién exprimido

Pase la remolacha y el ajo a través del extractor, luego mezcle con el jugo de zanahoria recién hecho. Agregue miel y beba este jugo todos los días, tomando un descanso una vez por semana.

Descarga nuestra Aplicación p para que recibas a diario nuestros Remedios Y Consejos Saludables. ES GRATIS. Aquí está:

Admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *